La vida en otros planetas se desarrolla, pero sin inteligencia | Vistazo

La vida en otros planetas se desarrolla, pero sin inteligencia

Redacción Lunes, 25 de Mayo de 2020 - 18:19
Facebook
Twitter
Email
Con todos los avances científicos, la búsqueda de vida extraterrestre no ha dado resultados. Sin embargo, la diversificación es clara con respecto a encontrar vida y la de hallar vida inteligente. La Tierra es un caso excepcional y, al parecer, suficiente como para plantear escenarios posibles de hallazgos de vida. El científico de la Universidad de Columbia en Estados Unidos, astrónomo David Kipping, acota las posibilidades de que aflore vida extraterrestre en base a una estadística.
 
Tal como surgió la humanidad en la Tierra, Kipping intenta comprobar a partir de las matemáticas un camino factible para que se replique en otras partes. Kipping la comparó como una técnica aplicada en las apuestas porque “fomenta la prueba repetida de nueva evidencia en contra de su oposición”. De esta manera, las probabilidades de que se repita un suceso dado de la misma forma varias veces. El reconocido científico planteó algunos escenarios porque una cosa es que surja vida y otra completamente distinta es que sea en forma de civilización:
 
-la vida es común y usualmente se desarrolla inteligencia
-la vida es rara, pero a menudo se desarrolla inteligencia
-la vida es común y ocasionalmente se desarrolla inteligencia
-la vida es rara y ocasionalmente se desarrolla inteligencia
 
Al plasmarlo en un ejemplo, Kipping tomó el caso de los océanos, que se formaron hace 4.000 millones de años y que la vida surgió 300 millones después, según estudios. Por lo tanto, la proliferación orgánica en términos geológicos proporciona una estadística de 9:1 o incluso superior. «Un resultado clave aquí es que cuando uno compara los escenarios de vida inteligente versus los de vida común; el escenario de vida común es siempre al menos nueve veces más probable que el raro», argumenta el astrónomo. La proporción de que surja vida inteligente cae a 3:2.
 
Por lo tanto, tomando todas las referencias y caso, se puede concluir que el caso específico de la Tierra sirve lo suficiente como para plantear un ejemplo a modo universal: “la aparición de inteligencia es en realidad algo improbable”. Por lo tanto, la posibilidad de que la Tierra “haya tenido suerte” con el desarrollo de vida inteligente que se organizó en civilizaciones sí que es alta.