Los migrantes mueven la economía del mundo

jueves, 11 enero 2018 - 01:37
Facebook
Twitter
Whatsapp
Email

    La Organización de las Naciones Unidas  (ONU), estima que los migrantes  contribuyen con siete trillones  de dólares a la economía mundial. Estos  datos fueron expuestos recientemente  durante una reunión llevada a cabo en  México, para elaborar el borrador del Pacto  Mundial para la Migración Segura.
     
    En el caso latinoamericano, solamente  en Estados Unidos los más de cincuenta millones  de latinoamericanos que componen  la población total de ese país, son la minoría  más grande a nivel nacional. De los cuales  19,4 millones son trabajadores activos. 
     
    Pero hay cifras al respecto, más interesantes  aún:
     
    Según el Banco Mundial, en 2015 los  migrantes hicieron envíos por 601.000 millones  de dólares a sus familias en los países  de origen, lo que  representa grandes  repercusiones en los  países receptores.
     
    Según Dilip Ratha,  coautor del Libro de  datos sobre migración  y remesas 2016, publicado  por el Grupo del  Banco Mundial, los migrantes mantienen  más de 500.000 millones de dólares en ahorros  anuales. En conjunto, las remesas y  los ahorros son una importante fuente de  financiamiento de proyectos de desarrollo  que pueden mejorar la vida y los medios de  sustento en las economías en desarrollo.
     
    Los tres países a los cuales ingresa el  mayor número de migrantes son: Estados  Unidos, Arabia Saudita y Alemania. 
     
    En Asia oriental y el Pacífico, las remesas  representaron 129.000 millones de dólares  para el año 2015, y se incrementaron  en más de 100.000 millones con respecto  al año 2014.
     
    En Europa y Asia central las remesas  también tuvieron un incremento de 2014  a 2015. En 2015 el valor de las remesas triplicó  su valor con respecto al año anterior,  representando 36.000 millones.
     
    En el área de América Latina y el Caribe,  las remesas aumentaron más de diez veces  su valor en 2015, pasando de 6.000 millones  en 2014 a 67.000 millones en 2015, siendo  el área que obtuvo un mayor incremento de  las remesas. Ecuador, México, Brasil, República  Dominicana y Costa Rica fueron los  países receptores principales.
     
    Las cifras son contundentes. Y según  el Fondo Monetario Internacional (FMI),  en uno de sus recientes estudios, a largo  plazo, tanto los trabajadores calificados  como los trabajadores poco calificados que  emigran, aportan beneficios a los países  que los acogen, incrementando el ingreso  por persona y mejorando los niveles de  vida.
     
    La inmigración calificada contribuye  con talento y conocimientos, en tanto que  los inmigrantes poco calificados desempeñan  ocupaciones esenciales en las que  escasea la mano de obra nativa, lo que  le permite a la población del país ocupar  puestos que requieren más aptitudes. 

    Tags:
    Más leídas
     
    Lo más reciente