¿Qué distingue a una prueba PCR de una de antígenos?

miércoles, 12 enero 2022 - 19:16
Facebook
Twitter
Whatsapp
Email

Ante la veloz propagación de la nueva variante del Covid-19, Ómicron, muchas personas que han llegado a tener síntomas de resfrío están despejando sus dudas mediante pruebas que constatan si están contagiados de Covid-19 o no.

Existen varios tipos de pruebas, pero los que más destacan por su popularidad son las pruebas PCR y la de antígenos. Ante todo esto: ¿Cuál es la diferencia entre aquellas pruebas?

PRUEBAS PCR

Se podría decir que la prueba PCR es la favorita de los expertos de salud por su alto grado de precisión. Su única desventaja es que la obtención de resultados se demora más que en otro tipo de test.

Funciona mediante la introducción de un hisopo de algodón en la nariz o garganta del individuo. El hisopo, que es frotado dentro de la cavidad nasal o bucal, adquiere muestras del paciente, las cuales definirán mediante análisis si tienen presencia genética del Covid-19.

Someterse a la prueba entre el tercer y séptimo día tras la aparición de los síntomas favorece a la precisión de la prueba según científicos, debido a que la prueba PCR funciona mediante la detección de ARN del virus, y este se encuentra en mayores cantidades cuando los síntomas presentan más efecto en el cuerpo.

$!Persona sometiéndose a prueba PCR. Foto: EFE

No obstante, en comparación con las demás pruebas, su costo es elevado y el lapso de tiempo, aproximadamente un día, en que se obtienen los resultados tiende a resultar muy prolongado.

Su incomparable precisión también define si lo que se padece es Covid-19, influenza o virus respiratorio sincitial. Si se tiene los recursos económicos y el tiempo, la Organización Mundial de la Salud (OMS) la considera como la apropiada, que cumple con la mayor seguridad en el diagnóstico. Además, es la que mayor validez tiene en trámites donde requieran una prueba negativa de Covid-19.

PRUEBAS DE ANTÍGENOS

Conocidas entre la población como las "pruebas rápidas", estos test hacen honor a su nombre al presentar los resultados entre 15 a 30 minutos. No obstante, es más imprecisa que la prueba PCR.

A pesar de que también funcionan con un hisopado nasal y oral, la prueba de antígenos no tiene como objetivo analizar la presencia de material genético, sino encontrar la proteína N, como se denomina a la nucleocáspide, parte fundamental de la estructura del Covid-19.

El principal peligro que conllevan las pruebas de antígenos son los "falsos negativos", cuya posibilidad de aparición es más alta que en demás tipos de pruebas. Es por eso que se recomienda repetir estos test durante varios días consecutivos para asegurar el mismo resultado.

$!Doctor manipulando un test de antígenos. Foto: EFE

Los científicos coinciden en que el mejor momento para realizar este tipo de pruebas es tres días después de experimentar la aparición de síntomas.

"Este tiempo de espera es deseable porque el paciente puede tener una carga viral menor en los primeros días, lo que reduce la sensibilidad de la prueba de antígeno y puede conducir a un resultado falso negativo", comentó el infectólogo Alberto Chebabo, de Dasa, una red de laboratorios, hospitales y otros servicios de salud privados, en una entrevista con la BBC.

El "falso negativo" se da con una mayor probabilidad en pacientes asintomáticos, que no tienen carga viral suficiente en su nariz o boca que permitan a las pruebas de antígeno detectar la proteína N, pero que en efecto, tienen Covid-19. Si embargo, la rapidez de la prueba y su bajo costo se sitúa como una alternativa cuando los laboratorios, que procesan las pruebas PCR, se encuentran saturados por muestras de pacientes.




Más leídas
 
Lo más reciente