<img src="https://certify.alexametrics.com/atrk.gif?account=fxUuj1aEsk00aa" style="display:none" height="1" width="1" alt="">

Súper humanos

Después de dos años de recogimiento buscamos convivir con superhéroes capaces de resolver el caos de la incertidumbre.

24 agosto 2022 - Opinión

Tom Cruise acaba de cumplir 60 años y su rostro dice 40. Es actor y piloto, puede retener la respiración casi 7 minutos bajo el agua y la película Top Gun Maverick es el éxito del año siendo una secuela del año 1986.

El tenista Roger Federer tiene 42 años y alista su regreso a las canchas en Basel, su ciudad natal, para demostrar que es un mago del tenis y que su carisma no tiene igual. Hace pocos días Wimbledon cumplió 100 años y cuando el suizo invitado entró al césped londinense los aplausos se mezclaron con lágrimas de agradecimientos.

Jennifer López tiene 52 años, nació en el Bronx y se convirtió en JLo, cantante, modelo, empresaria y actriz. Se casó tres veces y lo acaba de hacer una cuarta con Ben Affleck, su amor perdido hace 18 años. Su aparición en el Superbowl con Beyoncé y Shakira fue un éxito rotundo.

Gerardo Mejía tiene 57 años y fue el primer ecuatoriano en conquistar MTV con “Rico y suave”. Fue “Bird” en la película “Colors” de Dennis Hooper. Se casó con Kathy Eicher, Miss West Virginia 1989. Lanzó su propia marca de café y nunca ha dejado de dar conciertos en Ecuador. Hoy es pastor y agradecido con la vida.

Después de la pandemia necesitamos cables a tierra y necesitamos identificarnos con gente que ha caído y ha sabido levantarse, con estrellas que nos acompañan con el paso del tiempo. Mientras ellos brillan nos emocionamos y seguimos adelante. Queremos fantasías y milagros.

Los días pasan y la sociedad nueva que todos imaginamos como una primavera después de un largo invierno no llega. Nuestros héroes son nuestro refugio. Les tenemos un cariño desmesurado porque vivimos a través de ellos. En el día a día señalamos culpables de nuestro malestar, ellos son una eterna esperanza.

Queremos inmortalizar nuestros héroes porque son espejos y no queremos caer en el olvido. Sus logros son nuestros, su permanencia nos alienta. No sabemos dónde vamos pero mientras tengamos a un Federer en la maleta todo es posible. Como dijo García Márquez: “Crecemos con sueños en nuestros ojos y canciones en nuestros labios, y descubrimos luego que la vida no es lo que pensábamos que sería. Y luego, descubrimos la nostalgia”. Mientras tanto seguimos viendo a nuestras estrellas...

Compártenos