Sector camaronero exige política de seguridad | Vistazo

Sector camaronero exige política de seguridad

Redacción Enfoque Martes, 21 de Enero de 2020 - 16:13
Facebook
Twitter
Email
El sector camaronero se encuentra alarmado por alta afectación que sufre de la delincuencia organizada. Según datos de la Cámara Nacional de Acuacultura (CNA), solo en los veinte primeros días del 2020 se registraron cuatro robos a empresas de la actividad.
 
La falta de patrullajes en zonas georreferenciadas terrestres y marítimas consideradas peligrosas y de retenes en puntos estratégicos, así como el insuficiente personal operativo y de inteligencia, de equipos de comunicación efectivos y de recursos logísticos para atender emergencias han sido algunos de los factores que han agudizado la inseguridad.
 
En el 2019, en las provincias de El Oro, Manabí, Esmeraldas, Santa Elena y Guayas se reportaron 158 actos delictivos entre asaltos y robos de camarón, alimento balanceado, insumos, equipos, embarcaciones y sus motores, con pérdidas que ascienden a los 60 millones de dólares. Las fincas y las zonas fluviales son las preferidas por los antisociales.
 
Ante la gravedad de la situación, el presidente ejecutivo de la CNA, José Antonio Camposano, y los representantes de los sectores y gremios camaroneros de las provincias denunciaron la desatención en seguridad en que viven y formularon un pedido al Gobierno Nacional, para que fortalezca la política de seguridad para zonas marítimas, fluviales y terrestres.
 
Camposano cuestionó que hasta la fecha no exista ningún plan o presupuesto asignado para dar solución a este problema y que no se esté haciendo lo suficiente para desmontar en tierra a las bandas de crimen organizado que operan en el sector, reprochó también el accionar de ciertos jueces y fiscales que se abstienen de acusar a grupos delictivos, a pesar de las pruebas.
 
Asimismo, señaló que no existen controles en los centros de procesamiento clandestinos adonde se destinaría el producto robado. “Si ve la estadística a nivel nacional verá que no hay una sola empacadora de esas que operan al margen de la ley que haya sido clausurada por no poder demostrar el origen del producto que está procesando o exportando”, denunció.
 
El directivo de la CNA manifestó que si bien las fincas camaroneras han hecho enormes inversiones en equipos y tecnología para monitorear sus predios, existe un gran número de productores que no tienen los recursos como para equiparse y evitar las incursiones.
 
Otro requerimiento de los camaroneros fue que se incluya al sector en el Cuadro de Mando Integral (CMI) de la Policía, que actualmente tipifica el delito contra unidades económicas, para que se desagregue un indicador que contemple el robo de motores, embarcaciones a camaroneras y desarticulación de bandas organizadas que afectan a la actividad.
 
Asimismo, solicitaron la eliminación del 300 por ciento del Impuesto a los Consumos Especiales (ICE) para la compra de armas de fuego y municiones y que se elimine la tramitología que dificulta el porte de armas a los camaroneros.
 
“El volumen de lo que se destina a la custodia física de camarón es mucho mayor versus el gasto que incurre el sector bancario para movilizar el dinero hacia sus sucursales”, señaló Camposano.
 
Por su parte el Presidente Aprocam, Telmo Romero, declaró también que a más de los robos que sufre la zona productiva se están dando varios casos de extorsión (antisociales exigen dinero por el rescate de los motores), por lo que pidió seguridad en el archipiélago de Jambelí.