<img src="https://certify.alexametrics.com/atrk.gif?account=fxUuj1aEsk00aa" style="display:none" height="1" width="1" alt="">

La juventud termina a los 34, dice la ciencia

El estudio realizado apunta que existen tres picos importantes que marcan las etapas del ciclo de la vida de una persona

6 agosto 2021 - Bienestar

Aunque aparenta menos edad y todos halaguen tu apariencia jovial, quieras o no, la ciencia afirma que la juventud termina a los 34 años y no hay nada que puedas hacer para evitarlo.

Un estudio realizado por científicos de la Universidad de Stanford, en California, explica que las proteínas presentes en la sangre brindan información importante sobre el estado de nuestra salud.

Los expertos explicaron que aunque en el pasado se creí que los cambios que nos llevan a envejecer se daban poco a poco y de manera constante y uniforme, el estudio realizado apunta que no es así, sino que tiene tres picos importantes que marcan las etapas del ciclo de la vida de una persona: la edad adulta joven, la edad media tardía y la vejez.

Para llegar a esta conclusión se analizó el plasma (parte de la sangre sin células) de 4 mil 331 personas, de entre 18 y 95. Los resultados identificaron que los tres puntos mencionados, es decir, donde los niveles de proteínas experimentan cambios repentinos, es a los 34, 60 y 78 años.

Anteriormente se pensaba que los cambios son progresivos, pero no es así. Los investigadores analizaron parte de la sangre que no tiene células de 4 mil 263 personas entre 18 y 95 años. Luego de estudiar los niveles de 373 proteínas de sangre, notaron que la trayectoria del envejecimiento no es continua, sino que tiene tres picos que marcan el inicio de tres ciclos de vida: la edad adulta, la edad media tardía y la vejez.

Por otro lado, el estudio también aportó información que fortalece el hecho de que los hombres y mujeres envejecen de manera diferente.De acuerdo con las proteínas analizadas, los investigadores encontraron que los cambios en sus niveles eran más notables en un sexo que en otro.

Con este análisis también encontraron que la sangre, además de proporcionar información sobre el envejecimiento funcional de cada persona, tiene un papel importante dentro de este mismo proceso.Los investigadores hallaron 46 proteínas relacionadas directamente con el envejecimiento. Este descubrimiento les permitirá realizar futuras investigaciones enfocadas en cómo pueden hacerse intervenciones en estas proteínas, que ayuden a revertir o ralentizar el proceso de envejecimiento.

Compártenos