Claves para entender delación premiada de Mameri sobre Glas | Vistazo

Claves para entender delación premiada de Mameri sobre Glas

Política Nacional

Claves para entender delación premiada de Mameri sobre Glas

Patricia Estupiñán | [email protected] Martes, 29 de Enero de 2019 - 17:31

La defensa del exvicepresidente Jorge Glas y sus partidarios, entre ellos, el expresidente Rafael Correa han querido restarle importancia a las declaraciones de Luiz Mameri, exdirector de Odebrecht para América Latina  sobre el pago de 1 por ciento de comisión para Glas, a través de su tío Ricardo Rivera, por cada obra que realizó la empresa. Con este sistema Odebrecht recibió 15 contratos por $US. 4.409 millones.

LEA TAMBIÉN: EXVICEPRESIDENTE DE ODEBRECHT REVELA NUEVOS SOBORNOS PARA GLAS

 Argumentan que se trata de  la palabra de un delincuente, que buscó una rebaja en la pena a la que fue sentenciado.  Sin embargo, no es un testimonio cualquiera, ni es la palabra suya contra la palabra de Jorge Glas y su tío Ricardo Rivera.  La confesión de Mameri es una delación premiada y corresponde a aquellas que hicieron uno por uno los 77 ejecutivos de Odebrecht. Mameri se acogió a una rebaja en la pena, gracias a que su confesión, que fue acompañada de documentos,  testimonios y otros elementos que fueron corroborados por la justicia brasileña como verdaderos.  Si uno escucha el testimonio completo de Mameri, comprende de  manera fácil, como Odebrecht  resolvió organizar los sobornos, a través de departamento específico, denominado División  Estructurada de Operaciones, que tenía su propio sistema de cuentas y su propio software.  Así crearon compañías que usaban cuentas secretas bancarias para pagar  facturas falsas a clientes falsos. A través de este sistema, Odebrecht financió la elección de media docena de presidentes de América Latina, cientos de legisladores y ministros y pago sobornos por contratos específicos.

 

Mameri explica que la empresa hacía negocios principalmente con gobiernos y que durante estas dos últimas décadas Odebrecht creció hasta facturar más de mil millones de dólares al año,  por lo cual los sobornos se volvieron parte de la estructura, aunque su manejo era conocido por un grupo muy selecto de ejecutivos ligados al dueño Marcelo Odebrecht. 

En el caso de Ecuador, argumentó que los pagos se hicieron desde que Jorge Glas  estuvo al frente del ministerio de Recursos Estratégicos y después en la vicepresidencia.  Añadió, que tiene copias de las transferencias hechas a las cuentas de Glory Internacional, empresa vinculada a Tomislav Topic, dueño de varias compañías tecnológicas quien ha firmado un acuerdo con la unidad de Análisis Financiero para devolver 13.5 millones de dólares de dichas transferencias.  De las cuentas de Glory Internacional las transferencias pasaron a las cuentas de las empresas de Topic en el banco Merill Lynch.  Este movimiento de dinero, seguramente hará que en el caso se involucre la justicia norteamericana también.

La delación “premiada” o en otros países conocida como “cooperación eficaz” tiene como objetivo obtener evidencias a través de la confesión de un implicado o investigado en delitos, en especial en casos de corrupción y lavado de capitales.  A cambio de información relevante, se ofrece al presunto delincuente algunos beneficios, como la rebaja en la pena.  Su uso se ha vuelto muy común, en especial para poder perseguir los delitos cometidos por delincuencia organizada, que de otra manera no es posible lograr.  Sin la delación premiada de los ejecutivos de Odebrecht, no hubiese sido posible llegar a descubrir a los implicados en el caso “Lava Jato” en Brasil.  El objetivo final es llegar a los mayores corruptores del sistema, que en Brasil resultó  ser el presidente Inacio Lula da Silva, hoy en prisión y su partido PT (Partido de los Trabajadores).  Entre quienes se acogieron a esta figura legal, se encuentra  también el ministro de hacienda en el gobierno de Lula y jefe de gabinete en el de su sucesora Dilma Rousseff, Antonio Palocci quien entregó las pruebas sobre el lavado de 10 millones de dólares en las campañas políticas del PT.

No solo en Brasil, la cooperación eficaz ha tenido éxito. Vladimiro Montesinos, la mano negra detrás de los gobiernos de Alberto Fujimori, está en prisión, entre otros testimonios, por el de su secretaria Matilde Pinchi Pinchi, quien señaló a las personas que recibieron dinero del “Doctor Montesinos” y facilitó  que también fueran enjuiciadas.

En Ecuador, la figura es nueva pero  no hay confianza sobre ella. Según el jurista Jorge Alvear porque el artículo del COIP 491 fue redactado de forma imperfecta, ya que no se exige al cooperador la ayuda para recuperar los dineros de los latrocinios, en incluso,  del propio cooperador en caso de que los tuviera. Esta figura si existe en las leyes de Brasil, Guatemala y recientemente Argentina.

Además, han ocurrido aplicaciones equivocadas. Se la concedió al  hijo de un pastor acusado de ser el autor de la desaparición de la joven Juliana Campoverde, por indicar el lugar donde estaban sus restos. Ni se encontraron los restos, ni él merecía la rebaja pues él aceptó ser el autor de la desaparición.

Otro caso frustrado es el del exministro de Hidrocarburos, Jorge Pareja Yanuzelli, quien regresó ofreciendo entregar información privilegiada.  Pero el país nunca conoció dicha información.