El motivo del pedido de renuncia al Ministro de Salud y lo que reveló sobre "los intereses" en la vacunación | Vistazo

El motivo del pedido de renuncia al Ministro de Salud y lo que reveló sobre "los intereses" en la vacunación

Carolina Farfán Endara / cfarfan@vistazo.com Jueves, 08 de Abril de 2021 - 13:07
Facebook
Twitter
Email
La repentina salida de Mauro Falconí, quinto ministro de Salud en el gabinete del presidente de la República Lenín Moreno, sorpendió la noche del miércoles 7 de marzo de 2021.
 
Mediante un mensaje en su cuenta de Twitter, el mandatario dio a conocer que solicitó la renuncia de Falconí, designado en el cargo el pasado 19 de marzo, debido al caos en el proceso de vacunación contra la covid-19, que se registró ayer en Quito.
 
"Nuestros adultos mayores merecen el máximo respeto. Lo sucedido el día de hoy no tiene justificación. He solicitado la renuncia al señor Ministro de Salud y será reemplazado por el doctor Camilo Salinas", enfatizó Moreno.
 
Varias denuncias publicadas en redes sociales mostraban a personas de la tercera de edad mientras hacían largas filas en las afueras de varias unidades de vacunación contra la covid-19: tuvieron que esperar horas para recibir sus dosis e incluso muchos no fueron atendidos.
 
El secretario general de la Presidencia, Jorge Wated, también se refirió al tema y dijo que el pedido de renuncia a Falconí es una medida dura a una situación similar.
 
"Lo que pasó hoy en Quito es inaceptable. A momentos duros soluciones duras", escribió Wated en Twitter.
 
No obstante, la desorganización en el proceso de vacunación habría surgido desde la madrugada del miércoles. Así se desprende de un escrito firmado por Martha Moncayo, gerenta general de la Corporación Nacional de Telecomunicaciones (CNT), y dirigida a Falconí el mismo 7 de abril. 
 
Moncayo responde un memorando remitido en horas de la madrugada por el MSP, en el que se anuncia el cambio de marca de las vacunas que se administrarán a los adultos mayores.
 
En el escrito, la funcionaria critica que a esa hora es "imposible trasladar esta información a los ciudadanos que ya fueron agendados para la vacunación el día de hoy desde las 08h00, a quienes, conforme las misivas del MSP, se les ha indicado que se administrará la vacuna del laboratorio Pfizer".
 
Y agregó que, "debido a que CNT EP, como proveedor del servicio de la línea 171, es la institución que a nombre del MSP da la cara frente a la ciudadanía en el presente proceso de agendamiento, el no contar con información verídica y oportuna afecta a la imagen y credibilidad del servicio que brindamos; así como, a la empresa que represento. En este sentido, solicito comedidamente se nos informe por escrito la reconfirmación o reconsideración del memorando".
 
Por último, Moncayo solicitó que "los documentos que determinen ubicación y tipo de vacuna a aplicarse sean enviados con la debida anticipación" para que el servicio de la línea 171 pueda comunicar adecuadamente a la ciudadanía.
 
Tras el pedido de renuncia, el ministro saliente envió un oficio a Moreno, en el que primero agredece la confianza depositada en él y al mismo tiempo denuncia una supuesta intromisión de altos funcionarios del Gobierno en el plan de vacunación.
 
"Lamentablemente, la interferencia que he recibido de diferentes altos funcionarios del sector público que no conforman equipos del Ministerio de Salud, ponen en riego un plan técnico de vacunación guardando los principios de transparencia, equidad y eficiencia. Estoy seguro, señor Presidente, que usted por sus altísimas ocupaciones no ha sido informado bajo estos criterios", revela Falconí en su carta y señala que está presto a dar detalles sobre sus argumentos.
 
En una entrevista con Diario El Comercio, Falconí aseguró que "hay intereses de funcionarias de empresas públicas que se creen dueñas de la salud pública y quieren manejar a su antojo las dosis de Pfizer, quitando segundas dosis de otros pacientes que ya se vacunaron en el resto del país y quieren hacer lo que les da la gana".
 
Sobre lo sucedido ayer en Quito, el exfuncionario relató que se "movieron las dosis, a saltos a brincos, para traerlas a Quito y por eso fue el desbarajuste, teníamos un plan armado perfectamente con Sinovac, AstraZeneca, programado, no al antojo de esta señora, lastimosamente estas situaciones de manejos nada técnicos de gerentes de empresas públicas metidas en el MSP que imponen y gritan y quieren amedrentar a coordinadores zonales".
 
Según el exministro, ciertos personajes políticos influyen en decisiones técnicas y médicas de la salud pública, para beneficiar a ciertas poblaciones que están en Quito.  "¿Qué corona tiene un querido adulto mayor de Quito frente a un querido adulto mayor de Manabí? ¿Por qué se les quita las segundas dosis a los de Manabí, qué tal que no llegan las de Pfizer, cómo se les va a proveer?", resaltó.
 
Por otra parte, Ximena Abarca, al mando de la Secretaría de Salud en Quito, manifestó que el Municipio capitalino sigue a la espera de la firma del convenio por parte del Ministerio de Salud, para activar el contingente logístico en apoyo a la vacunacion.
 
"Debo aclarar que desde el miércoles 31 de marzo, la @saludquito NO PARTICIPÓ en el proceso de vacunación en la ciudad de Quito. El Ministerio de  Salud dejó de convocarnos. La cooperación interinstitucional es indispensable para el combate a la pandemia. La vacunación no debe ser un tema político sino un proceso técnico en donde la población sea prioridad absoluta", indicó Abarca.
 
Mientras tanto, "para continuar con la implementación, corregir errores y potenciar el Plan Vacunarse", Moreno confió en Salinas el Ministerio de Salud.
 

HOY EN HOME