Moreno anuncia que la vacuna contra la COVID-19 llegaría a Ecuador en enero 2021 y se vacunará a 30.000 personas por día | Vistazo

Moreno anuncia que la vacuna contra la COVID-19 llegaría a Ecuador en enero 2021 y se vacunará a 30.000 personas por día

Redacción Lunes, 23 de Noviembre de 2020 - 15:03
Facebook
Twitter
Email
Este lunes 23 de noviembre de 2020, durante el programa radial 'De frente con el Presidente', el primer mandatario, Lenín Moreno, informó a la ciudadanía sobre las acciones emprendidas debido a la pandemia de la COVID-19 y el mecanismo que realiza el Gobierno para la obtención de la vacuna.
 
“Se vacunará a no menos de 9 millones de personas", anunció Moreno, al detallar que se tendrá la capacidad de vacunar a 30.000 personas por día.
 
El mandatario indicó que se prevé que se efectúe este procedimiento el primer mes del próximo año, es decir que las vacunas estarían disponible desde enero del 2021 para Ecuador.
 
El Gobierno explicó que, se requerirá de dos dosis para cada persona, con un intervalo de un mes entre la primera y segunda dosis. 
 
Además, la aplicación de la vacuna no reemplazará las medidas de bioseguridad como el uso de mascarilla, lavado de manos con agua y jabón, distancia social y física, limpieza de superficies y desinfección con alcohol.  Con esto, se espera lograr un nivel de inmunidad para reducir al mínimo la transmisión de la enfermedad.
 
No obstante, Moreno señaló que “las vacunas llegarán cuando estén listas, en el momento que haya comprobado la eficiencia y eficacia y también que cause el efecto que todos queremos que es prevenir la COVID-19”.
 
Al respecto, dijo que existen diversos criterios de la efectividad o no de la vacuna, y por ese motivo el Ministerio de Salud ha hecho contacto con todas las farmacéuticas. 
 
“Habrá ayuda por parte de Alemania para avanzar en esta investigación, no solo ayuda económica sino que han sido muy generosos en compartir sus experiencias científicas”, afirmó el presidente.
 
De su lado, el ministro de Salud, Juan Carlos Zevallos, agregó que el proceso de vacunación duraría entre seis y nueve meses.
 
“Todo ecuatoriano que necesite la vacuna, la recibirá. Nosotros evaluamos eficacia en tener toda la normativa para saber si la vacuna tendrá efecto, la seguridad que no haya problemas y que sea tolerable”, puntualizó Zevallos.
 
Por último, el mandatario se refirió a los casos de corrupción en diferentes hospitales del país. "Realmente fue doloroso, en abril se unió a esta terrible pandemia actos de corrupción, nosotros lastimosamente no pudimos detectarlos a tiempo porque aparentemente no se evidenciaba como tal, parecería ser que había mafias enquistadas",
 
Y mencionó que, mediante el mecanismo unificado de compra de medicamentos e insumos médicos, que implementará el Ejecutivo, se pueda "prevenir la corrupción, comparada con lo que hemos tenido al momento".
 
"Nosotros consideramos que debemos cambiar el sistema, tenemos que volver a la posibilidad de una compra única, de un operador internacional que sería contratado por concurso, sería el único acceso, control y distribución de toda la compra de medicamentos", concluyó Moreno.
 
Ecuador tiene planificada una inversión de 200 millones de dólares para la adquisición de distintas vacunas contra la covid-19, con los que aspira a vacunar al 65 % de la población, unos 9 millones de habitantes.
 
"Aproximadamente, en números redondos son 200 millones de dólares la inversión planificada por el Gobierno ecuatoriano para la adquisición de vacunas suficientes para cubrir a ese 65% de la población, 18 millones de dosis y para 9 millones de personas", indicó, hace unos días, el viceministro de Gobernanza y Vigilancia de la Salud, Xavier Solórzano.
 
La prioridad son las poblaciones de mayor riesgo situadas en la "primera línea", como trabajadores de la salud, funcionarios del orden público como efectivos de Policía o Fuerzas Armadas, operarios de la atención de emergencias y personal que trabaja en la recolección de desechos.
 
Además, también recibirán las vacunas el personal que atiende en ventanilla y contacto directo con el público, facultativos de centros gerontológicos y penitenciarios así como personas privadas de libertad, especificó Solórzano. De momento, niños y mayores quedan fuera de la que será la primera ronda de vacunación contra el coronavirus.
HOY EN HOME