Suspensión parcial de operación de refinería de La Libertad por COVID-19 | Vistazo

Suspensión parcial de operación de refinería de La Libertad por COVID-19

Agencia EFE Sábado, 04 de Abril de 2020 - 10:01
Facebook
Twitter
Email

La segunda refinería más importante de Ecuador, La Libertad, suspende desde este sábado de forma parcial sus operaciones tras haber sometido a un grupo de trabajadores a una cuarentena, luego de que estuvieran en contacto con personal que presentaba cuadros médicos relacionados con síntomas de COVID-19.

Fuentes de la empresa pública Petroecuador confirmaron que la mencionada suspensión en La Libertad -la más antigua del país y la segunda en importancia, después de la de Esmeraldas, por su capacidad de procesamiento- no producirá problemas de desabastecimiento pues hay suficiente producto en reserva.

"Ahora existe poca demanda de combustibles y existe un stock suficiente para abastecer la demanda", afirmaron ante se comentar que esa refinería, situada en la provincia costera de Santa Elena (suroeste), abastece a la mencionada provincia así como a Galápagos y una parte de Manabí.

La decisión de suspender desde este sábado, y por catorce días, de forma parcial las operaciones se adoptó ante la emergencia sanitaria que vive Ecuador por el COVID-19 y a fin de velar por la salud los colaboradores.

En un comunicado, Petroecuador detalló que tras un proceso de valoración médica a todo el personal de la planta industrial, 63 técnicos y operarios realizarán el aislamiento voluntario durante catorce días, "ya que tuvieron contacto con personal que presenta cuadros médicos relacionados con los síntomas del COVID-19".

Además, a 75 colaboradores que mantienen enfermedades crónicas no transmisibles, se les recomendó aislamiento domiciliario a fin de velar por su bienestar y el del resto del equipo de le refinería.

Durante la cuarentena, los técnicos serán evaluados constantemente por personal médico de la institución.

Petroecuador señaló en el escrito que contará "con personal mínimo para realizar las transferencias del stock de productos limpios que se encuentran almacenados" a fin de garantizar el abastecimiento de derivados.

El resto del personal realizará "teletrabajo emergente si fuera el caso", señala la nota oficial.

Ecuador, que registró su primer caso de contagio el pasado 29 de febrero, se encuentra en estado de excepción desde el 16 de marzo, con medidas que limitan el tráfico de vehículos, la actividad comercial y laboral, y en algunos lugares, como Quito, con suspensión del uso del espacio público.

Ante el crecimiento de los contagios, el Gobierno ecuatoriano extendió la suspensión de la jornada laboral presencial hasta el 12 de abril, privilegiando el teletrabajo, con excepción de sectores estratégicos, cuya actividad no tiene variación.