34 fallecidos por Coronavirus en Ecuador: aumentaron a 1.382 las personas contagiadas | Vistazo

34 fallecidos por Coronavirus en Ecuador: aumentaron a 1.382 las personas contagiadas

Redacción Jueves, 26 de Marzo de 2020 - 10:14
Facebook
Twitter
Email
Aumentaron a 1.382 las personas contagiadas y a 34 los fallecidos por la pandemia de Covid-19 que se ha extendido por 22 de las 24 provincias de Ecuador. Solo Napo y Orellana permanecen libres de contagios. 
 
Además, las autoridades sanitarias han registrado 1.788 personas con sospechas de padecer coronavirus.
 
La titular de la Secretaría Nacional de Gestión de Riesgos, Alexandra Ocles, en una rueda de prensa virtual, indicó que Guayas, la provincia más castigada, reporta 1.000 casos positivos, seguido de Pichincha con 121.
 
Los contagios por rangos de edad son: de 0 a 11 meses hay 4 casos, de 1 a 4 años son 7 casos, de 10 a 14 años son 15 casos, e 15 a 19 años son 29 casos, de 20 a 49 años son 840 casos, de 50 a 64 años son 320 casos y más de 65 años son 151 casos. De los fallecidos, el rango de edad principal está entre los 49 y 75 años.
 
Santiago Tarapúes, director de Gestión de Riesgos del ministerio de Salud, comentó que el 87% de personas que han dado positivo a coronavirus se encuentran en sus casas haciendo el tratamiento.
 
“La capacidad del sistema de salud a nivel nacional para atender casos de Covid-19 es de 9.800 camas y más de 250 unidades de cuidados intensivos, tenemos personas hospitalizadas en diferentes provincias a nivel nacional”, dijo Ocles.
 
 
 
En las provincias más pobladas del país, Guayas y Pichincha, la transmisión es "comunitaria"; es decir, que se desconoce el foco de contagio y puede ser en cualquier parte.
 
Ayer, Ocles aseguró que este "es un momento delicado por el nivel de contagios", por lo que se deben extremar las medidas de precaución.
 
Se lamentó de que en algunas zonas del país, como en Guayas, sectores de la población no acaten el toque de queda y se hayan producido altercados con las autoridades del orden que vigilan el aislamiento domiciliario masivo y obligatorio.
 
Horas antes, la ministra de Gobierno, María Paula Romo, había indicado que cerca de un millar de personas habían sido detenidas por incumplir el toque de queda, que fue decretado el pasado 16 de marzo y que fue extendido a quince horas.
 
"No solo con detenciones" se puede frenar la expansión del contagio del COVID-19, sino que se requiere "la cooperación y la disciplina de los ciudadanos", demandó Romo a la población.
 
Recordó que "a ninguna hora del día, ningún ciudadano está autorizado para salir a la calle" y que solo se permite realizar ciertas actividades de los sectores de la salud, seguridad, abastecimiento de alimentos, servicios públicos estratégicos, financieros y exportaciones, en horarios excepcionales por la mañana.
 
Lo mejor será quedarse en casa, pues "si nos movemos el virus se mueve con nosotros" y, por lo tanto, aumenta el riesgo de contagio, como ya se ha demostrado en el país y en otras naciones del mundo.