Secretaria de Comercio de EE.UU. visita Cuba | Vistazo

Secretaria de Comercio de EE.UU. visita Cuba

AFP Miércoles, 07 de Octubre de 2015 - 11:45
Facebook
Twitter
Email
La secretaria de Comercio estadounidense Penny Pritzker afirmó este miércoles 7 de octubre que Cuba y Estados Unidos, países que reanudaron sus relaciones diplomáticas en julio, pueden "construir una relación más abierta", al inaugurar en La Habana un encuentro entre funcionarios de ambos países.
 
"Podemos construir una relación más abierta entre nuestras dos naciones", dijo Pritzker en la apertura del foro, en el que funcionarios de los Departamentos del Tesoro, Comercio y Estado de los Estados Unidos y representantes de varios ministerios y empresas cubanas discuten sobre "el alcance y las limitaciones" de las flexibilizaciones al embargo decretadas en septiembre por el presidente Barack Obama, según la cancillería local.
 
"Queremos ayudar a todos los cubanos a insertarse en la economía mundial y a disfrutar de un mejor nivel de vida, pero también dar al pueblo de Estados Unidos la oportunidad de aprender sobre Cuba y de desarrollar relaciones con las personas de una isla que está a solo 90 millas de las costas" estadounidenses, añadió Pritzker.
 
Por su parte, el ministro de Comercio Exterior e Inversión Extranjera cubano, Rodrigo Malmierca, dijo a la visitante que aprecian "mucho las medidas que el presidente Obama ha tomado en el sentido de flexibilizar de alguna manera el alcance del bloqueo (embargo)" contra la isla.
 
 
Pritzker llegó a la isla el miércoles e inició su visita recorriendo el megapuerto de Mariel, 45 km al oeste de La Habana, uno de los proyectos económicos más importantes que desarrolla el gobierno de Raúl Castro.
 
Además de un moderno puerto que puede recibir a barcos mercantes de gran calado, en Mariel también se desarrolla con inversión extranjera un enclave industrial en zona franca destinado a producir para el mercado interno cubano y para países del área.
 
Durante el recorrido por el Mariel, Pritzker destacó que "uno de los objetivos" de su visita "era comprender mejor cómo trabaja cada una de las partes para llegar a un punto común que permita continuar avanzando", dijo la directora de la zona franca, Ana Teresa Igarza, citada por medios locales.
 
Después de decretar unas primeras medidas en enero, Obama eliminó en septiembre el tope a las remesas familiares, autorizó inversiones conjuntas de norteamericanos con empresas estatales, los viajes turísticos de barcos y aviones a la isla, entre otros asuntos.
 
Pero la aplicación de esas facilidades encuentra escollos en otras leyes del embargo, como la prohibición de que Cuba use el dólar como moneda de pago, ante lo cual Pritzker y los especialistas norteamericanos deben encontrar soluciones junto a sus pares cubanos.
 
El comercio entre los dos países fue de 390 millones de dólares en 2014, según cifras oficiales cubanas, marcando una caída desde los 598 millones de 2009.
 
Debido a las restricciones del embargo, vigente desde 1962, Cuba no puede hacer ventas a su vecino y solo desde 2001 puede adquirir en ese país alimentos y medicinas, que debe pagar por adelantado, mediante complicadas transacciones bancarias, y utilizar barcos extranjeros autorizados por Estados Unidos.