Roma inscribe en acto conjunto a 17 parejas gays y heterosexuales | Vistazo

Roma inscribe en acto conjunto a 17 parejas gays y heterosexuales

Mundo

Roma inscribe en acto conjunto a 17 parejas gays y heterosexuales

EFE Jueves, 21 de Mayo de 2015 - 11:20
Roma.- El Ayuntamiento de Roma inscribió hoy en el Registro Civil a once parejas homosexuales y seis heterosexuales, en un acto conjunto que sigue al organizado el pasado octubre, cuando registró matrimonios homosexuales contraídos fuera de Italia.
 
El evento, que se convocó con la denominación de "Celebration Day" ("Día de la Celebración"), es una nueva iniciativa del alcalde romano, Ignazio Marino, en relación con los homosexuales, sobre los que el Gobierno de Matteo Renzi estudia un proyecto de ley que podría dar reconocimiento legal a sus uniones.
 
Marino lo hizo en esta ocasión a pesar de la prohibición del Ministerio del Interior (que es responsabilidad de Angelino Alfano, socio del Gobierno de Renzi y que se opone a esos registros) y el aviso del delegado del Ejecutivo de que serían anulados.
 
En esta ocasión, las 17 parejas inscritas no estaban casadas y ahora se han registrado como uniones civiles.
 
 
"Eran parejas que convivían desde hace tiempo juntas y que, sin haberse casado" previamente, han decidido inscribirse en el Registro Civil", explicó una fuente del Ayuntamiento capitolino.
 
En concreto, han sido 7 parejas de hombres, 4 de mujeres y 6 compuestas por hombres y mujeres las que hoy se han inscrito en el Ayuntamiento romano en una ceremonia presidida por la concejala de Igualdad de Oportunidades, Alessandra Cattoi.
 
El pasado 18 de octubre, el alcalde Marino inscribió en el Registro Civil 16 matrimonios gays, 11 de hombres y 5 de mujeres, pero en ese caso ya habían sido contraídos legalmente en el extranjero, en países que admiten esa posibilidad.
 
Lo hizo a pesar de que el ministro Alfano había emitido algunas semanas antes una circular a los ayuntamientos en la que señalaba que todos los matrimonios entre homosexuales celebrados en el extranjero y registrados en los municipios italianos no iban a ser reconocidos legalmente.
 
Todo comenzó con el caso de Giuseppe Chigiotti y Stefano Bucci, quienes se casaron en 2012 en Nueva York, donde las uniones homosexuales son legales desde junio de 2011.
 
En abril de 2014, el Tribunal de Grosseto (norte) declaró legal su matrimonio e instó al Ayuntamiento de la provincia toscana a iniciar el proceso de registro.
 
Fue un hecho sin precedentes que animó a otros municipios a hacer lo mismo y, en los meses posteriores, Nápoles, Bolonia o Fano siguieron el ejemplo.
 
Con este acto de hoy, Marino ha querido lanzar un mensaje al Ejecutivo de Renzi para que apruebe el proyecto de ley que desde 2014 estudia y que permitiría las uniones civiles entre homosexuales con los mismos derechos que los matrimonios, a excepción de la posibilidad de adoptar.