EEUU: Arrestan a mujer que agredió y lanzó insultos racistas a ecuatoriano | Vistazo

EEUU: Arrestan a mujer que agredió y lanzó insultos racistas a ecuatoriano

Redacción Viernes, 31 de Mayo de 2019 - 16:40
Facebook
Twitter
Email
Luego de una intensa búsqueda, la Policía de Nueva York arrestó a una mujer que lanzó ofensas y agredió con una silla a al ecuatoriano Miguel Ucho de 33 años, el pasado 25 de marzo en un establecimiento de McDonald’s de Chinatown. 
 
La mujer fue identificada como  Rosa Portelli  de 49 años y está enfrentando cargos por asalto y crimen de odio.
 
Según los reportes policiales, la residente de Carrols Garden, Brooklyn, se acercó a Ucho que estaba dentro del restaurante y empezó a gritarle palabras racistas, calificándolo de  "mexicano”, luego tomó una silla del establecimiento y se la lanzó en el rostro. Inmediatamente después se dio a la fuga. 
 
El ecuatoriano Miguel Ucho fue agredido por una mujer en un establecimiento de comida rápida. 
 
"En mi opinión, diría que es racista, pero no sé si tiene otros problemas mentales o algo así", dijo la víctima a ABC News. "Pero para mí, era una persona racista".
 
Ucho, un trabajador de la construcción, estaba desayunando con un familiar cuando dice que la mujer, de la nada, comenzó a lanzarle comentarios profanos y antihispánicos, pero él no le prestó atención.
 
De ahí en adelante las cosas empeoraron aún más. La mujer lo golpeó en la cabeza con una silla, corrió a un baño y luego volvió a salir y siguió golpeándolo con un paraguas. Como resultado de la agresión, Ucho tuvo una contusión en la cara y fue llevado al hospital.
 
Miguel dice que la mujer finalmente salió corriendo, pero que no pudo atraparla, a pesar de que tomó algunas fotos en su teléfono. Sin embargo, los hechos quedaron registrados en la cámara de vigilancia del local ubicado en Canal Street. 
 
"Empecé a perseguirla pero no pude detenerla", dijo. "Luego volví a McDonald's y llamé al 911".
 
La policía pudo obtener una imagen clara de la mujer mientras intentaba ingresar a la estación de metro, y ofreció 2,500 dólares en recompensa por información sobre la mujer. Lo que finalmente llevó a su captura. 
 
 
 
HOY EN HOME