El COVID-19 impactó a la industria de alimentos y bebidas según la categoría de productos | Vistazo

El COVID-19 impactó a la industria de alimentos y bebidas según la categoría de productos

Miércoles, 05 de Agosto de 2020 - 17:35
Facebook
Twitter
Email
 
Una de cal y otra de arena. Así se puede resumir el impacto de los primeros cuatro meses del COVID-19 en la industria de alimentos y bebidas del país, que representa algo más del 4 por ciento del Producto Interno Bruto nacional.
 
Según la Superintendencia de Compañías, 1.604 empresas se dedican a la elaboración de estos productos, de las cuales, algunas sintieron la caída de sus ventas de forma importante y otras pudieron sortear los duros momentos de la crisis sanitaria.
 
“No podemos evaluar el tema de manera general. Hay que diferenciar por categoría de productos: los que estamos acostumbrados en poner en una lista de compras y los que compramos cuando se nos antoja", explica Christian Wahli, presidente ejecutivo de la Asociación Nacional de Fabricantes de Alimentos y Bebidas (ANFAB).
 
Las industrias que elaboran productos básicos como arroz, fideos, azúcar, conservas, pan, entre otros, resistieron el embate del confinamiento, aunque para ciertos ítems las ventas estuvieron por debajo de las cifras con relación al mismo periodo de 2019.
 
La situación fue diferente para las empresas que comercializan productos no tan indispensables, tales como snacks, confites y bebidas de 250 y 500 mililitros, especialmente. "Las caídas fueron desde el 40 hasta el 80 por ciento", asegura Whali.
 
Este comportamiento se debe en gran parte, agrega el directivo, al cierre de más del 50 por ciento de las tiendas en las primeras semanas del estado de excepción para frenar la propagación del COVID-19 en el país.
 
 
De acuerdo con datos del Ministerio de Producción, alrededor de 75.000 de estos locales no funcionaron por las restricciones de movilidad humana y vehicular.
 
Las tiendas de barrio son claves para la comercialización de los alimentos y bebidas no indispensables. "ANFAB apoyó medidas para motivar la reapertura de las tiendas y desde mayo se nota una lenta recuperación", indica.