A partir de este martes 26 Estados Unidos exige prueba negativa a todos los viajeros internacionales | Vistazo

A partir de este martes 26 Estados Unidos exige prueba negativa a todos los viajeros internacionales

EFE / Redacción Martes, 26 de Enero de 2021 - 09:58
Facebook
Twitter
Email
Ante la expansión de la pandemia, el presidente estadounidense, Joe Biden, reimpuso el lunes las restricciones a los viajes a EE.UU. desde los países de la zona Schengen, el Reino Unido, Irlanda y Brasil, levantadas por su antecesor, Donald Trump, dos días antes de abandonar la Casa Blanca.
 
Biden firmó una orden ejecutiva para mantener esas limitaciones, de las que están eximidos los ciudadanos estadounidenses, y agregar a Sudáfrica a esa lista de naciones.
 
"He determinado que es en interés de EE.UU. adoptar una acción que restrinja y suspenda la entrada a EE.UU. -como inmigrantes o no inmigrantes- de los no ciudadanos de EE.UU. que hayan estado físicamente presentes en la zona Schengen, el Reino Unido (excluyendo los territorios fuera de Europa), la República de Irlanda y la República de Sudáfrica", dice el mandatario en el texto.
 
La medida, que entrará en vigor a partir de este martes, se aplica mientras los Departamentos de Salud y Servicios Humanos, de Seguridad Nacional y de Transporte examinan las precauciones adoptadas frente a los viajes internacionales y toman nuevas acciones.
 
OBLIGATORIEDAD DE UN TEST NEGATIVO
 
A partir de este martes 26 de enero, los viajeros internacionales a EE.UU. deberán proporcionar una prueba de un test negativo (de COVID-19) en los tres días previos a su salida de viaje a través de aerolíneas.
 
Al respecto, la portavoz de la Casa Blanca precisó que se exigirá un test negativo a todos los pasajeros de avión que se dirijan a EE.UU., incluidos los estadounidenses, que provengan del extranjero.
 
La Embajada de EE.UU. en Ecuador informó que todos los pasajeros de aerolíneas a los Estados Unidos de dos años o más deben proporcionar una prueba viral COVID-19 negativa.
 
Alternativamente, los viajeros a los EE.UU. pueden proporcionar documentación de un proveedor de atención médica con licencia de haberse recuperado del COVID-19 en los 90 días anteriores al viaje.
 
Es decir que, las personas que hayan padecido Covid-19 y se hayan recuperado de la enfermedad pueden presentar documentación al respecto y evitar el test de PCR o antígenos requerido para entrar al país desde el martes 26. 
 

 
PREOCUPACIÓN POR LAS MUTACIONES DEL VIRUS
 
En el texto de la proclamación rubricada por Biden se hace mención a las nuevas mutaciones aparecidas en Sudáfrica, el Reino Unido y Brasil para justificar el mantenimiento del veto a los viajes desde esas zonas.
 
"Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés), dentro del Departamento de Salud y Servicios Humanos, trabajando en coordinación con el Departamento de Seguridad Nacional, han determinado que la República de Sudáfrica está experimentando una amplia transmisión de persona a persona del SARS-CoV-2, el virus que causa la covid-19, incluida la cepa variante del virus conocida como B.1.351", reza la orden de Biden.
 
"Otra cepa mutante -añade-, conocida como B.1.1.7, está circulando de manera amplia y ha sido rastreada en el Reino Unido. Además, una tercera cepa mutante, que se conoce como B.1.1.28.1 y podría impactar el potencial de reinfección se ha identificado en Brasil".
 
Las restricciones para los viajes desde la zona Schengen, el Reino Unido, Irlanda y Brasil se harán efectivas a partir de las 12:01 hora local del Este de EE.UU. del 26 de enero y estarán en vigor hasta que el presidente decida lo contrario; mientras que las limitaciones para Sudáfrica comenzará a estar vigentes desde las 12.01 del 30 de enero.
 
De la medida están exentos los ciudadanos estadounidenses que viajen desde esos destinos a su país, así como aquellos extranjeros que tengan el permiso de residencia permanente en EE.UU.
 
También hay otras excepciones como los cónyuges de ciudadanos y residentes permanentes, así como los padres y hermanos de estadounidenses y residentes permanentes menores de 21 años y que no estén casados.
 
Estados Unidos es el país más afectado por la pandemia, con más de 25 millones de casos y más de 419.000 fallecidos, según los datos de la Universidad Johns Hopkins.
HOY EN HOME