Nintendo Switch, la consola distinta | Vistazo

Nintendo Switch, la consola distinta

Ciencia y Tecnología

Nintendo Switch, la consola distinta

Luis Medina | [email protected] Miércoles, 08 de Marzo de 2017 - 12:06
Definida como la consola de videojuegos más “extraña” de la actualidad, la Nintendo Switch llega al mercado mundial a principios de marzo. Pese al escepticismo inicial de los inversores, que provocó que las acciones de Nintendo cayeran un 6,6 por ciento en la bolsa de valores de Tokyo en octubre, las unidades disponibles para el día del lanzamiento (3 de marzo) están casi agotadas gracias a la preventa, según información publicada por la revista Time. Además, firmas de análisis como DFC Intelligence pronostican que las ventas del aparato superarán los 40 millones de unidades en los primeros cuatro años, casi tres veces más que el registro logrado por la anterior consola de Nintendo, la Wii U.
 
El concepto detrás de la consola se resume en “hibridez”. Se trata de una máquina que es al mismo tiempo una consola portátil y de mesa, es decir, puede conectarse a un televisor, pero tener uno no es necesario para jugar. Su diseño le permite moverse entre un escenario y el otro: tiene un módulo base que sirve de ancla para enchufarse y proyectar imágenes al televisor, pero el cerebro del aparato puede removerse del ancla con un solo movimiento para ser usado en la marcha, como si se tratase de una tablet de pantalla táctil.
 
 
La condición híbrida de la Nintendo Switch la convierte en un jugador distinto en el mercado de las consolas de videojuegos. Los pesos pesados de la industria, la Play Station 4 de Sony y el Xbox One de Microsoft, son consolas de mesa exclusivamente, inútiles sin una pantalla externa. Pero la portabilidad tiene un costo: analistas tecnológicos como Arthur Gies, de Polygon, destacan que pese a ser nueva, la revelación de Nintendo no puede competir ni con la PS4 ni con el Xbox One en términos de potencia.
 
En una de las diferencias más evidentes, tanto la máquina de Sony como la de Microsoft pueden reproducir juegos en resolución 4K (ultra alta defini-ción: 3840 x 2160 pixeles), mientras que la Switch está limitada al HD (alta definición estándar: 1920 x 1080 pixeles) cuando se conecta a un televisor. Aun así, su precio de venta al público es mayor: empezará a venderse por un valor de 299 dólares en Estados Unidos, donde se puede encontrar tanto el Xbox One como el PS4 por menos de 250 dólares, en sus versiones más básicas.
 
Para el presidente de Nintendo, Tatsumi Kimishima, el truco está en que el Switch es una consola “diferente” a las demás. En una entrevista con Time, Kimishima explicó que la estrategia de su nueva consola, es entregar una experiencia de juego distinta. Algo que no se ha visto antes y que es diferente a lo que los demás pueden ofrecer, según el ejecutivo de la firma japonesa, creadora de sistemas clásicos como el Super Nintendo y de títulos emblemáticos conocidos a nivel mundial como Super Mario o La Leyenda de Zelda.
 
Entre los especialistas de la industria, sin embargo, las lecturas están divididas. Para algunos, como Paul Tassi, columnista de Forbes, las intenciones de Nintendo se encaminan a hacerle frente a la competencia generada por smartphones o tablets, capaces de reproducir juegos cada día más complejo. El Switch, estima Tassi, vendría a ser un dispositivo móvil que “se puede llevar fácilmente en un avión para jugar más que solamente Angry Birds”. Otros analistas, como Chris Kohler, de Wired, sostienen que Nintendo quiere enfocarse en su audiencia cautiva de fanáticos de siempre. De ahí que junto con el lanzamiento del sistema vengan títulos favoritos para iniciados, como nuevos juegos de algunas de las franquicias más populares de los años 90: Sonic, Street Fighter y Bomberman.